Estás utilizando un navegador obsoleto

Es posible que debido al navegador que estás usando, algunas páginas de esta web no se vean de manera óptima, por lo que te recomendamos que utilices Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11. Muchas gracias.

Soluciones prácticas de bricolaje, reparación y tratamiento de superficies.

El tema que os traemos hoy es un clásico en las reparaciones del hogar. Tanto que las consultas acerca de este problema a Lucía, nuestra manitas, son constantes. Hablamos de ese momento en el que, después de correr y descorrer las cortinas miles de veces, los anclajes que unen el raíl de la cortina con el techo o con las paredes deciden que ya han tenido suficiente y se jubilan arrastrando consigo un buen trozo de pared o de techo.

Después del susto (porque esto suele ocurrir mientras estamos debajo corriendo o descorriendo las cortinas), toca evaluar el destrozo. La reparación dependerá del material en el que se haya producido el desperfecto. Estas son las tres soluciones que nosotros te sugerimos.

 

tags

¿Quieres ser el primero en comentar?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar

Todo bricolador que se precie se ve obligado de vez en cuando a sacar el taladro; una herramienta que asusta a muchos, pues no ofrece segundas oportunidades. Al fin y al cabo, todos tenemos “un amigo que tiene un amigo” que alguna vez partió una baldosa del baño intentando colgar una jabonera, o que picó una conducción de agua en lo que prometía ser una operación sencilla para colocar un cuadro.

Pues bien, hoy te ofrecemos algunos consejos de lo más útil para que, la próxima vez que tengas que utilizar el taladro, todo acabe felizmente. Toma nota:

tags

Comentarios de otros usuarios:

jose francisco perez j dice:

excelente pagina para quienes somos caseritos y laboriosos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Eres de esos que sienten un terror reverencial por el taladro? ¿Este post en el que te ofrecíamos unos cuantos trucos a la hora de utilizarlo no hizo mella en tu respeto por esta herramienta, que es también un arma de doble filo? ¿Tampoco te convence el hecho más que probado de que hay pocas pifias con el taladro que no tengan solución con Aguaplast? Pues bien, hoy vamos a hablarte de un producto que va a alegrarte la vida.

Aunque la utilizad del taladro es innegable, lo cierto es que, demasiado a menudo lo utilizamos para trabajos en las que no es imprescindible. Muchas de las aplicaciones que le damos podrían evitarse, hoy en día existen ‘super-adhesivos’ capaces de fijar elementos con tanta seguridad como el taladro. Sólo hay que saber qué elementos pueden ser fijados con adhesivos y en qué superficie. ¡Y no son pocos!

Fija Todo es una masilla-cola pensada para realizar fijaciones sencillas y duraderas. Con ella podrás fijar zócalos, molduras, rosetas, percheros, moquetas, canaletas, piezas de PVC rígido, corcho, cristal… Básicamente puedes utilizarla para fijar dos piezas cualesquiera entre sí, siempre que una de las dos sea porosa.

Se trata de un producto de extraordinaria resistencia, pero que permite realizar correcciones en tanto no se haya secado completamente. Además, en caso de que el producto rebose, es muy fácil retirar los restos.

Estos son los pasos que debes seguir para utilizar Fija Todo correctamente.

¿Qué os parece? ¿Cuánto trabajo creéis que podréis quitarle al taladro ahora?

tags

¿Quieres ser el primero en comentar?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las molduras para pared son un recurso decorativo muy antiguo. Solían ser un signo de distinción y elegancia, propio de casas señoriales. La mejora en los aislamientos, sin embargo, hizo que el panelado de las paredes dejara de utilizarse y, como consecuencia, las molduras que decoraban los paneles desaparecieron también.

Pero últimamente las molduras están volviendo a ponerse de moda. La dictadura de lo diáfano toca a su fin a medida que vemos, cada vez más, papel de pared, frisos y molduras decorativas. Si perteneces al grupo de los convencidos de esta nueva corriente, te explicamos cuáles son los pasos que debes dar para colocar tus propias molduras.

Listo. Como veis, se trata de un proceso que lleva su tiempo, pero que no tiene nada de complicado. ¿Qué opináis? ¿Sois más de molduras o de paredes lisas? ¡No dudéis en dejar vuestro comentario!

tags

¿Quieres ser el primero en comentar?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Política de cookies

Este sitio web utiliza cookies cuando un usuario navega por sus páginas web. Las cookies utilizadas por el sitio web son ficheros enviados a un navegador web a través de un servidor web para registrar las actividades de los usuarios en el sitio web y permitir que más fluida, navegación personalizada. Privacidad

Aceptar